Artist Thomas KellnerPublications

Arte Al Limite Marzo -Abril 2009 4

Arte Al Limite Marzo -Abril 2009

 

short English text below

Marcela Guzman: Thomas Kellner Vibrante


A partir de fragmentos, y vulnerando visualmente la tradicional firmeza que los sustenta, el fotografo aleman reconstruye iconos arquitectonicos mundiales en un trabajo de gran destreza y rigurosidad. En cada eniblema retratado hay una simbologia que se remece.

Al mirar por primera vez las fotografías de Thomas Kellner (1966, Bonn, Alemania) recorde la escena de "Vertigo" de Alfred Hitchcock, donde el personaje de James Stewart - afectado por aciofobia - intenta subir dificilmente una torre. Algo de desequilibrio, pero no precisamente por miedo a las alturas, se advierte en el sugerente movimiento de los planos que el fotografo realiza. Como en un caleidoscopio cuidadosamente disenado y elecutado por su autor, edificios emblematicos se balancean, ondeantes, ante nuestros ojos.

"Los historiadores del arte todavia no definen mi trabajo, pero siguen usando los terminos 'reconstruccion', 'deconstruccion', 'collage', 'montaje' 'decollage' para referirse a el”, senala. "Una cuestion interesante seguira siendo comparar mi trabajo con las tradiciones y definiciones de deconstruccion de los diferentes campos de la filosofia, la arquitectura, la literatura, etc. Hoy vemos un monton de trabajos en fotografía que se refieren a los metodos del collage y que tambien vuelven a las ideas de la Bauhaus experimental, interrumpidas por la Segunda Guerra Mundial", agrega.

Los iconos danzantes surgieron en 1997, durante una visita que Kellner realizo a Paris. "Decidi hacer algo sobre la torre Eiffel, como el pintor cubista Robert Delaunay.  Conoci su obra mis estudios en historia del arte y realmente quise encontrar un camino en la fotografía cercanco a las experiencias del cubismo. Cuando volvi a casa y revele los rollos, me encontre en un maravillo shock y dos anos no supe realmente que hacer con ello. Pero a fines de 1999 decidi comenzar un proyecto sobre los monumentos europeos en el estilo que encontre", comenta.

A la Torre Eiffel le seguirian, en los proximos anos, iconos de todas partes del mundo: el Capitolio en Washington, la Puerta de Brandemburgo en Berlin, el Big Ben en Londres, la Acropolis de Atenas, la Sagrada Familia de Barcelona, el Vaticano en Roma, el Angel de la Independencia en Mexico, la Catedral Metropolitana de Brasilia y un largo etcetera.

Pero mas alla del movimiento conferido a cada uno de sus edificios e interiores fotografíados, la propuesta del artista es provocadora. En cada monumento retratado hay una simbologia que se remece. Con ironia y sentido del humor, Kellner pone a prueba la firmeza iconografica de estos sitios de poder, quebrantandolos, pero no precisamente de una manera despiadada o tragica.

En tus obras aparecen iconos arquitectonicos que estan en el inconsciente colectivo. Los fragmentas y reconstruyes visualmente. Por un lado son edificios vulnerables que pierden la estabilidad y, por otro, tambien se muestran mas ludicos con el movimiento que les traspasas.

Juego con el conocimiento comun y con una sociedad mediatica. Estos edificios son conocidos por las personas porque los han visitado o los han visto alguna vez en la TV o en revistas. Cuando loe turistas toman fotografías de estos lugaresquieren la misma imagen perfecta que tienen en sus mentes y olvidan quue las han idealizado. Seria mejor comprar una postal, pero presionar el boton de la camara sigue siendo importante para verificar el memento. Desde el 9/11 sabemos que los edificios caidos se convierten en simbolos para una nacion que esta en problemas. Muchas de estas construcciones son iconos, representan una cultura, una sociedad. Hoy hablamos de sociedades multiculturales en un nuevo siglo de migraciones. La pregunta es si el nacionalismo nos ayuda a vivir en estas nuevas sociedades o si tales simbolos necesitan ser reemplazados por otros, explica.

Metafotografía


Tras sus estudios de arte, Thomas Kellner experimento con camaras y tecnicas fotogratioas. El metodo que ha desarollado en sus obras es tremendamente riguroso desde la etapa inicial, en la que registra cada detalle del edificio y realiza un story board con pequenos cuadros para indicar el angulo y el movimiento que hara posteriormente con su camara de 35 mm. “Para visualizar lo que estoy componiendo suelo comenzar con un pequeno dibujo en mi bloc. Luego escribo un guion y despues que encuentro la focalizacion correcta con mis lentes, puedo precisar una escala en mi tripode. Despues de esta larga preparacion empiezo a exponer los negativos cuadro por cuadro, todos en una hilera. El resultado no es un collage. Lo que ves en mis imagenes es el proceso del trabajo que hice”, explica. Y a partir de esto se puede crear imagenes pequenas - de tamano A4 - con muy pocos rollos o usar entre 25 o 36 para las imagenes mas grandes, que pueden llegar a medir entre 1 y 1,5 mts.

Que idea de fotografía te interesa lograr?

Desde el comienzo busque las posibilidades que estan mas alla de la idea de “ventana” que usualmente vemos en la fotografía. Las bellas artes y la pintura hace rato que han dejado este camino. Solo la fotografía parece permanecer en el. Mi interes era precisamente, hacer mas visual el material que utilizo y como lo utilizo. Cuando hoy discutimos de arte moderno, de pinturas abstractas, por ejemplo, tenemos que entender el uso de la tela, los pigmentos y el golpe de los pinceles. En fotografía, por lo general, no vemos el material con el que la foto fue tomada. Pero, en terminos artisticos, estas cosas deberian ser las mas importantes para el trabajo final.

Kellner es conciente de su medium y decide desafiar la invisibilidad de la camara: el proceso Es, a la vez, la obra. Y junto a ello, hace referencia al proceso por el cual percibimos las imagenes, cuadro a cuadro

Desde la relacion que entablas con la percepcion visual del espectador, te interesa reconstruir su memoria?

Hablando con arquitectos, por lo general, ellos se quejan de la fotografía como medio porque tiene solo dos dimensiones, frente a las tres de la arquitectura. La fotografía puede captar solo un angulo de la construccion, no puede percibirla por completo. Y mi forma de fotografíar representa tambien nuestra propia percepcion. Nuestros cerebros combinan impresiones visuales y emocionales en la memoria. Frente a mis imagenes muchas personas comienzan a hablar acerca de sus expenencias.

Como manejas al fragmento y al conjunto, que valor Ie asignas particularmente al detalle?

Durante el proceso de la fotografía siempre controlo cada cuadro, que es tan importante como la imagen entera. El movimiento de la camara y la variedad de los angulos que use evocan un ritmo, un movimiento de los detalles. A veces el tiempo se convierte en todo un tema, como cuando la gente pasa frente a la camara o las nubes en el cielo. Mis trabajos finales nunca los hago de un solo disparo. Son una suma de tiempo, el que necesito para exponer cientos de cuadros.

En sus ultimas obras el artista visualiza interiores y lugares relacionados con la produccion cultural.Con una mirada mas delicada sugiere un ritmo armonico centrandose en las escaleras. “Estas son parte central en mi obra y se debe a que desde el inicio de mi trabajo no fue solo un artista cubista lo que me hizo pensar en esta direccion. El desnudo bajando las escaleras de Marcel Duchamp es otra imagen que me ha influenciado enormemente. Por supuesto, tambien pienso en Escher y David Hockney. Creo que la fotografía de interiores es un gran reto y ha cambiado mi percepcion y tambien mis composiciones. Dentro de un edificio no dependes de la luz del sol y eres mas libre para encontrar tu propia imagen”, comenta.

Desde el ano 2003, Thomas Kellner ha venido trabajando tambien en los iconos arquitectonicos de Oscar Niemeyer, en Brasilia. El resultado final de estos trabajos espera tenerlos para el proximo ano y, luego, exponerlos durante el aniversario numero 50 de la ciudad, el 2010. “Junto a esto seguire trabajando sobre los monumentos europeos mientras pueda comprar peliculas. Desde luego, todavia sueno con otros sitios en el mundo que quiero fotografíar, pero eso es, como cada ano, una nueva interrogante”.

----------------------------------------------------------------------------------------------------

 

Thomas Kellner:  Vibrant, translation by Tomas Vio


The German photographer rebuilds worldwide architecture icons by starting from fragments and visually violating its traditional supporting strength in a work full of great skill and rigour. Behind every representation lies a striking symbolism.

When watching for the first time Thomas Kellner's photographs (1966, Bonn, Germany) I remembered the scene of Alfred Hitchcock's "Vertigo" where James Stewart's character - affected by acrophobia - tries hardly to climb a tower. Something unbalancing, but not precisely because of the fear of heights, is seen in the  suggesting movement of shots done by the photographer. Just like a kaleidoscope, thoroughly designed and executed by its author', both emblematic buildings swing, oscillate before our eyes.

"Art historians still do not define my work but they keep on using the terms 'reconstruction', 'deconstruction', 'collage', 'montage' and 'decollage' to make reference to it", he says "An interesting question will always be the fact of comparing work with traditions and definitions of deconstruction from the different fields of philosophy, architecture. literature, etc. Nowadays, we see a great deal of photograph work concerning collage method also, going back to experimental Bauhaus ideas, interrupted by Second World War, he explains.

The dancing icons came in 1997, during a visit of Kellner to Paris. "I decided to do something on the Eiffel Tower, like cubist painter Robert Delaunay. I came across his work because of my studies in history of art and I really wanted to find a path in photograph closer to cubist experiences. When I got back home and I developed the films, I had a wonderful shock and within two Years I did not know what to do with the pictures. But, at the end of 1999, I decided to start a project about European monuments in the style I had found", he explains. But beyond the movement provided to each of his locations like buildings and indoors spaces, the artist’s proposal is provocative: in each pictured movement, there is a moving symbolism. With irony and sense of humour, Kellner tests the iconographic strength of these powerful sites, breaking them, but not in a merciless or tragic way precisely.

In your work there are architectonical icons which are present in the collective unconsciousness. You break them up and visually rebuild them, as if they were, on one side, vulnerable buildings that loose stability; and, on the other hand, they also show themselves more playful with the movement you provide to them.

I play with common knowledge and with a mediatic society. These buildings are known by people because they have visited them or they have seen them on TV or magazines. When tourists take photographs of these places they want the same perfect image they have in their minds and they forget that they have idealised them It would be better to buy a postcard, but to press the camera button is still very important to verify the moment. Since 9/l 1 we know that fallen buildings turn into icons for a nation in trouble. Many of these buildings are icons and represent a culture a society. Currently we speak about multicultural societies in a new century of migrations. Therefore the question is if nationalism helps us to live in these new societies or if such symbols need to be replaced by others.

Since his first studies in art, Thomas Kellner experienced with cameras and photograph techniques. The method he has developed in his work is deeply thorough from its initial stage, where he registers each detail of the building and performs a story board with small frames to indicate the angle and the movement he will them perform with his 35mm camera. “In order to visualise what I am composing I usually start with a small drawing in my sketch block, then, I write the script, and after I find the right focusing with my lenses, I can obtain a scale in my tripod. After this long preparation I can start exposing the negatives,  frame by frame, all in a line. The result is not a collage. What you see in my images is the work process I have made", he explains.

What idea of photograph is what you try to achieve?

Since the beginning I have search the possibilities which are beyond the idea of the "window” we usually see in photographs. Fine arts and painting has long ago left this path; just photograph seems to remain in it. My interest was, precisely to make more visual the material I use and how I use it. Today, when we discuss about modern art, about abstract paintings, for example, we have to understand the usage of canvass, the pigments and the brushstrokes. In photograph in general we do not see the material the picture was taken with. But, in artistic terms, these things should be the most important ones for the final work.

Kellner is aware of his media and he decides to challenge  the cameras invisibility: the process is, at the same time, the work. Along with this, he makes reference to the process we perceive images with, frame by frame.

Published in Art Al Limite 2009-03

Share